La atracción de la Mar que te imanta

¿Que tendrá el Mar, los Océanos y sus límites en la playa? ¿Será la inmensidad de su superficie que cubre todo el horizonte, será el volumen de sus aguas que todo lo ocupa o será el vaivén de sus olas que hipnotizan la mirada? No sé lo que será pero de lo que sí estoy convencido es de la atracción que de él emana y que te imanta en sus orillas.
 
El ser humano, desde su existencia en los orígenes de la evolución, siempre ha estado vinculado a la Mar, inicialmente con la pesca y la navegación de sus aguas y posteriormente de una forma más poética y romántica. Lo cierto es que algo de atracción debe existir cuando se puede comprobar que, ya un bebé que apenas puede gatear,se arrastra hacia la orilla con tal de alcanzar esas olas que vienen y van.
 
De lo más recomendable es una terapia sentado en la arena humedecida de una playa mientras nos acaricia con sus olas delicadas, preferentemente al atardecer viendo consumir los minutos de sol, escuchando el oleaje y las gaviotas de fondo, ensimismado en el devenir de las olas y respirando esa brisa tan especial procedente del mar, que te transmite una tranquilidad y sosiego tal que te tranforma en un ser inmerso con la naturaleza marina que te rodea.
 
Y no decir nada de la inspiración que ha ocasionado el Mar en la poesía y la música, estando ambas repletas de ejemplos que no puedo ilustrar nada más que con este maravilloso poema de Pablo Neruda que sintetiza todo lo que se puede decir de la Mar.
 

NECESITO del mar porque me enseña:
no sé si aprendo música o conciencia:
no sé si es ola sola o ser profundo
o sólo ronca voz o deslumbrante
suposición de peces y navíos.
El hecho es que hasta cuando estoy dormido
de algún modo magnético circulo
en la universidad del oleaje.
No son sólo las conchas trituradas
como si algún planeta tembloroso
participara paulatina muerte,
no, del fragmento reconstruyo el día,
de una racha de sal la estalactita
y de una cucharada el dios inmenso.

Lo que antes me enseñó lo guardo! Es aire,
incesante viento, agua y arena.

Parece poco para el hombre joven
que aquí llegó a vivir con sus incendios,
y sin embargo el pulso que subía
y bajaba a su abismo,
el frío del azul que crepitaba,
el desmoronamiento de la estrella,
el tierno desplegarse de la ola
despilfarrando nieve con la espuma,
el poder quieto, allí, determinado
como un trono de piedra en lo profundo,
substituyó el recinto en que crecían
tristeza terca, amontonando olvido,
y cambió bruscamente mi existencia:
di mi adhesión al puro movimiento.

-Pablo Neruda. El Mar-

 

Mychael Danna – Sky 7. Música relajante a la brisa del Mar♫

 

Y si lo quieres experimental y no lo tienes cerca de tí, cierra los ojos, inspira y vuelve a abrirlos observando y escuchando este vídeo.

 

Ocean DVD – Blue Seas with Relaxing Videos of Beaches with Nature Sounds. El sonido del mar a tu lado♫

Más grados menos naturaleza

Que el calentamiento global del planeta es una realidad ya no hay nadie que lo pueda negar. Cada verano es más caluroso y más frecuentes las oleadas de calor, la primevera es cada vez más corta al igual que el otoño y los fuertes frios del invierno se reducen a pocas semanas.
 
Con este cambio climático que estamos provocando de la mano del ser humano con nuestro afán de crecimiento sin respetar el medio, cada grado de temperatura que se incrementa reduce la existencia del ecosistema terrestres, aéreo y marítimo. Se produce más deshielos, avanza más el desierto, el calentamiento atmosférico provoca más huracanes y tornados, el mar se calienta incrementando el crecimiento de algas, los animales emigran buscando sombra y agua, los bosques se queman, la vegetación se seca y los humanos resistimos con frío artificial en interiores que provoca más calor en exteriores.
 
Con este panorama, ¿dónde esta la belleza? En la conservación del medio ambiente y en la restencia a este calentamiento mediante medidas que lo puedan repeler, plantando árboles principalmente y siendo mucho más respetuos con los ciclos naturales de los ecosistemas que mantengan su equilibrio y sostenibilidad.
 
¿Qué hacer? Acciones sencillas de ámbito local que tienen una repercusión global. Prioriza el transporte colectivo al individual, reduciendo emisiones de gases de efecto invernadero y facilitando la belleza de la comunicación interpersonal. Reduce el consumo energético doméstico utilizando fuentes renovables, cambiando la iluminación con led y apagando más la TV que te facilita la belleza de la comunicación y el divertimiento del núcleo familiar. Reutiliza todo lo que puedas, evita el uso de plásticos y favorece la separación de residuos y su reciclaje reduciendo la acumulación de basura que termine en el vertedero o en la incineración, facilitando la belleza de prados libres de plásticos y cielos limpios de polución. Consume más frutas y verduras reduciendo el consumo de carne de ganaderías extensivas y procurando en lo posible que dichos alimentos sean de origen sostenible y ecológico para facilitar los ciclos naturales y la belleza de la diversidad de paisajes en labranzas, huertos y granjas controladas ecológicamente.
 
SE FELIZ DISFRUTANDO DE LA BELLEZA DEL MEDIO AMBIENTE MEDIANTE SU CUIDADO Y RESPETO.

“Produce una inmensa tristeza pensar que la naturaleza habla mientras el género humano no la escucha”.

-Victor Hugo-

porque

“Solo después de que el último árbol sea cortado, solo después de que el último río sea envenenado, solo después de que el último pez sea apresado, solo entonces, sabrás que el dinero no se puede comer”.

-Profecía india-

 

Michael Jackson – Earth Song. Un genio de la música en una canción desgarradora por el Planeta Tierra. Canción de la Tierra subtitulada en Español♫

 

Después de la tormenta viene la calma y para ello el siguiente video que muestra la velocidad del amor hacia la Tierra.

 

Suzanne Ciani – The Velocity of Love. Composición que te lleva a la serenidad de amar la Tierra♫